jueves, 4 de abril de 2013

CUPCAKES DE MASCARPONE, MANZANA Y CANELA



Los cupcakes y las tartas fondant son verdaderas obras de arte comestibles, de mil formas, colores y sabores diferentes. A pesar de lo bonitos que son, tengo que reconocer que me cuesta un poco dar un bocado a la pasta de azúcar o a un buttercream puro.
Por eso, intento siempre buscar alternativas para el frosting que sean más ligeras, como la ganache o la crema de queso. Mi preferido siempre ha sido el chocolate pero este frosting de mascarpone y nata que he descubierto de la mano de Rose Levy Beranbaum es toda una exquisitez.



Los cupcakes de hoy son una mezcla estupenda de unos muffins de manzana, esponjosos y húmedos gracias a la manzana natural, y un frosting ligero que necesitaremos conservar en frío.  Son totalmente recomendables y se conservan inalterables un par de días dentro de un Tupper hermético en la nevera. Y si, como en la foto, les espolvoreamos canela molida antes de servir, estarán doblemente deliciosos (¡cuidado, la canela es afrodisíaca!).


Para 14 muffins de manzana:

  • 1 yema de huevo
  • 3 claras de huevo
  • 150 gr de azúcar moreno
  • 150 gr de mantequilla a temperatura ambiente
  • 150 gr de harina de trigo
  • 1 cucharada sopera de concentrado de manzana, miel o sirope
  • Media cucharadita de canela molida
  • Una cucharadita de levadura en polvo química
  • 1 manzana rallada



Calentamos el horno a 175ºC.
Tamizamos la harina con la levadura y la canela y la reservamos.
En un bol, montamos las claras de huevo a punto de nieve y las reservamos.
En otro bol grande, batimos la yema con el azúcar y la mantequilla hasta que la mezcla sea homogénea. Añadimos el concentrado de manzana (o la miel o el sirope) y  la mezcla de harina. Y agregamos la manzana rallada. Para que no se oxide, podemos rallarla directamente sobre el bol de de la masa, en el mismo momento de utilizarla. Removemos delicadamente con una espátula o una cuchara de madera.

Cuando ya tengamos una masa lisa, añadimos las claras montadas en tres tandas, poco a poco y a mano para que no se nos bajen.

Ya podemos repartir la masa en los moldes y los horneamos a 170ºC durante 15 minutos aproximadamente.



Para el frosting de mascarpone (unos 14 cupcakes):

  • 225 gr de mascarpone frío de nevera
  • 20 gr de azúcar blanco
  • 80 gr de nata para montar a temperatura ambiente y líquida


Batimos el mascarpone con el azúcar hasta que nos quede una textura agradable, sin batir demasiado. Agregamos poco a poco la nata sin dejar de batir a velocidad media-baja.
Conseguiremos una crema lisa en seguida pero no batamos en exceso o se cortará.
Podemos enfriar la crema en nevera una hora antes de utilizar para poder extenderla mejor. 


9 comentarios:

Adela dijo...

Chica!!, es que una se levanta y ve estas cosas aqui puestas y... ya tengo el dia hecho,, jajajajaja riquisimoss, me llevo dossss! un besazo , Adela de http://eldulcepaladar.blogspot.com.es/

Bego de Al Calor del Horno dijo...

Dios son una tentación........ en cualquiera de sus versiones.

Besos.

Claudia dijo...

una delicia para merendar o desayunar, me llevo uno.bs

Geles dijo...

Estoy contigo, esos frostings tan azucarados no son de mi gusto. Esta cremita también la preparo y está deliciosa. La verdad es que el conjunto es perfecto. Besos

Fani Sixto dijo...

Tengo que reconocer que a mí también me cuesta terminarme un cupcake por culpa a esos frostings tan azucarados.
Por eso, tu idea me ha parecido estupenda! Y, sin duda, me la llevo para probar con mis próximos cupcakes o muffins.
Además, la combinación de queso y manzana es deliciosa...
Un beso!

wada dijo...

Ohhh! Por favor que bocado más rico! El nombre es tentador pero la pinta que tienen aún más..
Besos

BIbiana dijo...

Ohh, Montse! quina delicia! es veuen esponjosos i lleugers, d'aquests que et podries menjar un darrera de l'altre... :P

Mmm!! m'ha encantat la combinació!

Un petonet, guapa!

tania diaz dijo...

Mmmmmm yo quieroooo!!

Dulce Carol dijo...

Tienen que estar de muerte!! ñam ñam

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...